4 de mayo de 2008

Éxito rotundo de la primera edición del SOS 4.8 de Mucia

Noticia extraída de La Opinión de Murcia.

Maratón musical en La Fica

El éxito de público hizo del festival más
esperado de la temporada una cita cultural ineludible Murcia aguardaba expectante el puente de mayo para disfrutar de todo lo que prometía en su estreno el SOS 4.8, posiblemente el acontecimiento más esperado de la primavera con el que se inicia también la pretemporada de festivales indies veraniegos, y las 25.000 entradas vendidas confirmaron la curiosidad y las ganas de sorprenderse con lo que podían dar de sí las 48 horas multidisciplinares de música, arte y reflexión de este esperado Festival Internacional de Acción Artística Sostenible de Murcia.

Durante la tarde del viernes, las tumbonas y sombrillas instaladas frente al Auditorio Víctor Villegas en el 'SOS Club' fueron acogiendo al constante goteo de jóvenes (y no tanto) procedentes del resto de España y Europa. Y es que si algo ha conseguido el festival es convertir a la ciudad en un punto de encuentro para los amantes de la cultura y, sobre todo, la música gracias a reclamos como James, Kaiser Chiefs, Rufus Wainwraight, Digitalism y The Chemical Brothers.

Los murcianos Second fueron los primeros en encender motores y arrancar los primeros aplausos sobre el escenario SOS 4.8 con una actuación en la que avanzaron la buena forma con la que afrontan su cuarto álbum, 'Nuevos Secretos'.

Tras ellos, salieron James a hacer lo propio con los temas de su último trabajo discográfico gestado tras siete años de silencio, bajo el título de 'Hey Ma'. Los de Manchester encandilaron con su elegante sonido cimentado sobre guitarras acústicas de doce cuerdas y las personales y atormentadas melodías vocales de Tim Booth.

Uno de los momentos más destacados de la noche estaba por llegar. Rufus Wainwraight se bastó y se sobró él solito con su piano de cola y su acústica para encandilar a sus seguidores. Desgranó con calidad y sensibilidad de genio un abanico de "tristes canciones de verano" en un set impecable que, sin embargo, quizá resultó demasiado tranquilo -e incluso aburrido-, para un sector del público que pedía a gritos algo más de acción.

La intro original del mítico 'Money for nothing' de Dire Straits hizo las veces de presentación para Kaiser Chiefs. Y con ellos llegó el espectáculo y la sudorosa efervescencia adolescente se apoderó de las primeras filas. Energía física, un puñado de estribillos pegadizos y referencias a Ramones y a Beach Boys fueron suficientes para defender en vivo su supuestamente irreverente propuesta, pero poca cosa más.

Por su parte, Fisherspooner DJ Date facturaron una sesión plagada de clásicos (desde Daft Punk a New Order) sin dejar por ello que perdiera frescura.

The Pinkertones tomaron el relevo bailable con la habitual demostración de su picadora-multiusos ideal para mezclar todo tipo de ritmos con sonidos rock.
Para cerrar el escenario SOS 4.8, que no el festival que permaneció abierto hasta las 11.00 horas, Ángel Molina obsequió a los presentes con una hora de sonidos techno.

"En la noche del sábado 3 de mayo, las actuaciones de Fangoria, The Chemical Brothers y Jeff Mills acapararon la atención de los visitantes, sin menospreciar las excelentes sesiones de Dj Andrés Gómes (THC), Dj Luisjo (Fun FM), Dj Miqui Puig, Djs C-Mix, Andrés Arias y Jesús Ortega de las discotecas THC, Mundaka Club y Metro, entre otros."

Imagen publicada en La Verdad, por Nacho García / AGM