30 de junio de 2009

Yo propongo

A tenor de lo leído en el artículo de El País.com, donde se exponía la sugerencia de las cajas de ahorros al Gobierno de la Nación de elevar la edad de jubilación hasta los 70 años, yo propongo otras medidas que pueden que ayuden:

  1. Que las cajas devuelvan el 2 % de la nómina ingresada o la media de efectivo ahorrado al mes en concepto de uso de nuestro dinero.
  2. Que el valor de las cuotas de préstamos hipotecario y al consumo no superen el 25 % de la nómina ingresada.
  3. Que se fomente el ahorro.
  4. Que el Gobierno de la Nación no inyecte más dinero público (mi dinero) a estas cajas si no se atienen estas propuestas.
  5. Que se legisle y vele para que ni constructores ni bancos atraquen a mano armada a la gente inflando el valor real de la vivienda (reglando el porcentaje máximo de beneficio que se puede cargar a la misma).
  6. Que desaparezcan los contratos basura de horas, días o meses.
  7. Que se equiparen los sueldos a la media europea.
  8. Que se denuncie a los empresarios que tienen trabajadores sin contrato legal.
  9. Que se promulguen leyes claras para que se pueda llevar a cabo la conciliación de la vida familiar con la laboral (estando la segunda al servicio de la primera, pues uno trabaja para vivir, no vive para trabajar).
  10. Que se invierta más en Educación e Investigación.
  11. Que se suban los impuestos, si se tienen que subir, pero que se vea claramente, en menos de una legislatura, cómo ha beneficiado a los ciudadanos de nuestro país la inversión del capital recaudado.

El que algo quiere, algo le cuesta. Digamos adiós a la era de los empresarios del “es lo que hay”. Digamos hola a la era de los trabajadores del “pues en esas condiciones, ahí te quedas”.

28 de junio de 2009

Goodbye, Mr. Jackson

Hay que reconocer el talento excepcional, poco habitual en cantantes, que mostraba a la hora de hacer de sus conciertos auténticos espectáculos de luz, música y baile. Ser tan completo requiere mucho entrenamiento, pero ser completo y buen autor no es fácil.

Admito que el cantante nunca gozó de mi simpatía y que tampoco me atrae mucho la obra de Michael Jackson, algunas canciones quizás, y unas más que otras. Puede que sea porque todavía no le he perdonado (ni superado) el terror que me dio ver por primera vez su famoso videoclip Thriller (con el que Jackson elevó este género a la categoría de arte) y el pánico que suscitó en mí durante esos meses escuchar los primeros acordes del tema en cuestión; y era tal que corría a esconderme detrás del sillón, acurrucado con las manos tapando fuerte las orejas y los ojos bien cerrados. Tenía 4 años.

Viendo y recordando a Michael Jackson en los sucesivos reportajes de televisión pienso en lo realmente triste que debió ser su vida; puede ser que por eso se convirtiera en un personaje tan solitario, excéntrico y sobretodo polémico.

Yo no quiero recordar al Michael Jackson hombre, si no al músico que había en él.

Descanse en paz

P.d.: Me quedo con esta etapa, antes de que lo viéramos crecidito y convertido en zombi.

21 de junio de 2009

Día Europeo de la Música

Hoy se celebra el Día Europeo de la Música, iniciativa que tomó Francia para dedicar un día la a Música y que se ha extendido al resto de países europeos. Bien está que nuestros representantes políticos se acuerden de esta forma de Arte, que expresa lo que no pueden las palabras.

De hecho, E.T.A. Hoffmann dijo muy bien: “La música empieza donde acaban las palabras”.

Os dejo con una canción que me gusta mucho de una cantautora estadounidense, Carole King, quien precisamente llamó a un LP y a este tema así, Music. Por cierto, los (creo que) 100 compases de improvisación del saxo me chiflan.

Feliz Día Europeo de la Música, amigos.

20 de junio de 2009

Electroadolescentes

Hace unos días, estuve hablando con un compañero del gimnasio recién llegado a la mayoría de edad, que me comentaba sus avatares y amoríos con una chavala de un pueblo que, hay que decirlo, está "un Tajo lejos" del pueblo donde vivimos. Metidos en la conversación, me enseñó, (hizo aparecer en la pantalla de su móvil) la fotografía de la chavala en cuestión (muy guapa, por cierto) en pose de modelo del Vogue (vestida, no se hagan ilusiones) y autorretratándose con la cámara de su teléfono móvil frente al espejo del baño (quién se lo iba a decir a papá).

La historia no tiene nada de particular: él me comenta que se enrolló con ella hace menos de un año, cuando tenía novio, y ahora que ya no lo tiene parece que se ha acordado de él y, después de meses, le envió por mensaje esa foto. Por supuesto, él, sin dudarlo, respondió al mensaje (quién no, ante tal bellezón y con esa iniciativa) y después de un rato acabó por enviarle un autorretrato suyo, de torso desnudo (que para eso va al gimnasio) frente al espejo del baño (escenario favorito de los adolescentes del siglo XXI para hacerse una foto a sí mismos).

Es inevitable hablar de una revolución en la manera de comunicación de las personas, y en concreto de los adolescentes y jóvenes. Internet y la telefonía móvil, a la que se le adosa cada vez nuevas herramientas y utilidades, han puesto un punto y aparte en la manera en la que el ser humano se relaciona. Por así decirlo, a eliminado las fronteras y resuelto los problemas del aquí y ahora.

La única pega que le veo es el uso que nuestros chavales pueden hacer de estos medios de comunicación en constante evolución y mejora. Está bien que los usen, y que aprendan a sacarles provecho, pero no sin un control de padres y madres al respecto. Porque resulta que un día, tu hija puede llegar a tu salón, llorando, rota, para decirte que “quiere morirse porque un “hijoputa” se ha infiltrado en el ordenador portátil que le regalasteis por suspender solo cuatro en Navidad y le ha robado las direcciones de sus amigos y sus conversaciones por el Messenger. Y creo que también las fotos y los vídeos” Entonces tú preguntarás “¿qué fotos y qué videos” temiendo su respuesta: “Pues unas fotos que me tomé en el baño y unos vídeos que le mandé al Juande (su noviete de 17 años), cuando estaba con la pierna rota sin poder salir de casa”.

Este caso, que es ficción, de vez en cuando se torna realidad, como publica en esta noticia El País.com. Nuestros adolescentes comparten detalles de su vida privada sin pensar en sus consecuencias. Messenger, Facebook, Tuenti, o la telefonía móvil, sin ir más lejos, son caminos mediante los cuales una niña o un niño pueden complicarse la vida si no se andan con cuidado.

Son nuestros adolescentes, nuestros electroadolescentes: jóvenes superconectados, usuarios de un ordenador o un gadget, en el que invierten una cuarta parte de su día compartiendo información sin control.

Lo creas o no, tú, padre, tío, hermano, primo, amigo, tienes mcuho que decir en todo esto.

6 de junio de 2009

Preguntándome varias cosas

Estas semanas he seguido fielmente los programas informativos y de tertulia de la radio, como niño pequeño a su programa de dibujos preferido.

Se ha hablado de todo en estos últimos días: de los berrinches de un partido u otro sobre el traslado en transporte militar, del aborto, de las fotos de la estupenda vida del presidente de la República de Italia…

Y después de mucho oír a unos y a otros, un servidor se pregunta varias cosas : ¿por qué los políticos en sus mítines sobre las elecciones al Parlamento Europeo hablan de cualquier cosa menos de lo que tienen programado para nuestra Europa? ¿Por qué se escandaliza la gente de que un señor, un multimillonario y multioperado de setenta y dos años, presidente de un país le guste organizar fiestas para que sus amigos “restrieguen la cebolleta” en jovencitas que podrían ser sus nietas y no se escandalizan de que niñas de dieciséis años puedan abortar sin que su padre o madre sepan donde están? ¿Por qué se hace una cobertura tan grande a la desaparición de un avión en mitad del Atlántico (hecho triste y desgraciado, por cierto) y no hablan de los mil millones de personas que sufren hambre o de los 35.000.000 de muertos por hambruna al año? ¿Por qué se le sigue la pista a la gripe tipo A, día a día, y no se habla de hacer exacto el concepto de conciliación familiar (verdadero antídoto para que las familias de hoy tengan tiempo de ser familias)?

Home

En el día del Medio Ambiente (ayer) se estrenó esta  película que busca sensibilizar a la población mundial sobre el problema del deterioro medioambiental de nuestro planeta.

En el documental, que tiene en su haber una muy buena fotografía, merece la pena y se puede adquirir a partir de ya por menos de 5 €.

También se puede ver a través de Youtube, que ha creado un canal para el estreno de este documental (disponible durante 10 días para todo el público).

Es impactante y como mínimo te hará reflexionar.