18 de agosto de 2009

Creo que me repito

Hace un tiempo que ando pensando que quizás me repito un poco en estos pequeños artículos que escribo. Y me he parado a pensar el por qué de esta sensación. El primer pensamiento ha sido el de que me estoy quedando sin neuronas (lo cual es verdad) y no me acuerdo ni de lo que escribo de un mes para otro (desde 2007 han pasado ya unos mesecicos). Pero un segundo pensamiento ha cruzado por mi mente cual rótulo de informativo matutino y me ha susurrado que no es que estés perdiendo neuronas (quizás una mentira piadosa del subconsciente) si no que algunos hechos sobre los que he escrito se repiten año tras año o siguen igual. El hombre es el único animalico que tropieza setecientas veces en la misma piedra.

Veamos algunos ejemplos:

En agosto de 2007 hacía referencia a un programa de televisión estadounidense, tipo reality, en donde niños de diferentes edades convivían sin adultos en una granja. En esta entrada me hacía eco de la polémica y de algún incidente ocurrido. Hoy, quién lo iba a pensar, leo en el diario digital 20 Minutos que Telecinco quiere emitir un “gran hermano” infantil, del tipo anteriormente citado, pero basado en una variante de Reino Unido llamado “Boys & Girls alone”.

Traerá cola, porque esto es España.

En el mismo periódico leo otra noticia que critica la evolución del la TDT en nuestro país. En varias ocasiones hemos hablado de la Televisión. Pero lo cierto es que, si hacemos un resumen de lo que es hoy la calidad de las cadenas que emiten en digital bajo una licencia nacional, podemos decir que deja mucho que desear. Porque la mayoría de las cadenas que tienen hermanas pequeñas emiten reposiciones de series de otra época o emiten casi 24 horas un teletienda machacón. Si a eso sumamos la deficiente ó nula información sobre la programación en parrilla que supuestamente debe aparecer en nuestro televisor con tan solo apretar un botón, apaga y vámonos.

No entiendo cómo es posible que se concedan licencias de emisión nacional y no se haga un control de calidad sobre los programas, series, películas y contenidos emitidos. Aunque lo peor de todo es que con la posibilidad de ver canales de pago mediante la señal TDT se acabó la oportunidad de ver algo bueno en televisión y gratis. Para colmo, hay que comprar un receptor diferente… (con la ilusión que le hacía a mi padre su nueva televisión plana con TDT integrado).

Parafraseando el titular del 20 minutos, y criticando la publicidad local:

“Bienvenido a la TDT: Televisión Decepcionante Terrestre”

17 de agosto de 2009

Prohibiciones “playeras”

Este mediodía me he sorprendido con una información aparecida en la primera edición del telediario de Antena 3, en donde se narraba el rosario de prohibiciones que los ciudadanos nos podemos encontrar a lo largo de los 3.500 Km. de costa española.

Supuestamente son normativas que buscan asegurar la buena convivencia entre los usuarios de las playas nacionales, que se tornan de pronto excesivamente restrictivas, rozando lo abusivo y lo antidemocrático.

Si bien es positivo que se prohíba fumar en la zona de playa (Barcelona) o que se dé potestad a los socorristas para sacar a la fuerza a descabezados que quieren bañarse con la bandera roja ondeando (Cartagena), me parecen peor otras, algunas casi propias de otro tiempo.

Porque evitar molestias a los bañistas para que anden por la arena sin encontrar colillas que contaminan el medio está bien, que se  no se permita el uso de geles de baño en las duchas a pie de playa me parece correcto; la presencia, en época estival, de animales susceptibles de ser portadores de parásitos, como perros, lo veo hasta lógico, pero no algunas otras cosas, tales como:

  • Valencia: Plantar la sombrilla a menos de 6 metros del mar y antes de las 8 de la mañana.- En algunas playas esto significa no pisar la arena.
  • Almuñécar: Reproducir música sin uso de auriculares.- Lo mismo al vecino de sombrilla 6 metros más atrás le molesta que a la hora de la siesta (momento que aprovecha para roncar a pierna suelta y quemarse con el sol), tú demuestres el buen gusto musical que tienes.
  • La Coruña: Jugar a juegos molestos.- Vamos, que te puedes quejar de cualquiera que lleve hasta un parchís.
  • Tossa de Mar: Fiestas como despedidas de soltero o sexo en la arena.- Para eso están los hoteles que hay frente a la playa (no jodamos el negocio… en la arena).
  • Cádiz: Hacer topless o nudismo.- A partir de ahora todo el mundo con trajes de neopreno.
  • Tenerife: Castillos de arena o figuras de gran tamaño no.- Desintegrado el sueño los niños, futuros albañiles, delineantes, arquitectos, constructores, notarios y banqueros pillados por otra crisis e industria china del cubo y pala de plástico malo.

En fin, a partir de ahora, si van a la playa asegúrense de estar solos y ser responsables, y ningún problema.

Imagen: Cala de los Dentoles, o Cala Dorada, Cartagena (Murcia).
Autor: N4n0 (http://www.flickr.com/photos/n4n0/)

7 de agosto de 2009

Cosas que hacer para no aburrirse en un supermercado

Hoy he visto a mi madre y me ha preguntado si la acompañaba mañana a hacer la compra a un hipermercado.

Hacer la compra con mi madre puede darte para sacarte un doctorado en consumo, porque se pasa por todos los pasillos del establecimiento y va comentando cada una de las propiedades beneficiosas del producto que señala o escoge. Al principio puede resultarte interesante, pero una vez recorrido el pasillo octavo, os aseguro que desearíais ser sordos.

Navegando por internet me he encontrado con un texto que me resultó simpático y que, si os pasa lo que a mí, que os aburrís yendo de compras, lo mismo podríais poner en práctica. Como digo, el texto no es mío, así que felicito a quien lo ideó porque me ha hecho pasar unos minutos muy agradables.

Llévense la lista la próxima vez que vayan de compras.

Doce cosas que hacer para no aburrirse en un supermercado

1. Consigue 24 cajas de condones y colócalas al azar en los carros de la gente cuando no miren

2. Programa todos los despertadores de la sección hogar para que suenen en intervalos de 5 minutos

3. Haz un rastro de zumo de tomate en el suelo camino de los servicios

4. Acércate a un empleado y dile en tono serio: "código 3 en hogar" y observa la reacción

5. Monta una tienda de campaña en el departamento de camping y diles al resto de los compradores que sólo les invitas si traen almohadas del departamento de camas

6. Cuando se te acerque una dependienta y te pregunte si te puede ayudar, empieza a llorar y pregunta: "¿por qué no me podéis dejar en paz?"

7. Mira fijamente a la cámara de seguridad y utilízala de espejo mientras pescas en tu nariz

8. Mientras miras pistolas/cuchillos pregúntale a la dependienta si sabe donde están los anti-depresivos

9. Anda por el supermercado de forma sospechosa mientras tarareas en alto la música de Misión Imposible

10. Escóndete en los percheros y cuando la gente esté echando un vistazo grita "fóllame, fóllame"

11. Cuando haya un aviso por megafonía ponte en posición fetal mientras dices "otra vez las voces"

12. Metete en un probador y grita muy alto : "¡eh, no hay papel !"